12 de enero de 2011

EDUCACIÓN PARA LA CIUDADANÍA EN PESHAWAR


Y en Islamabad, y en Alejandría, y en Indonesia, y en tantos otros sitios...
.
¿Para cuando una resolución firme de los países occidentales exigiendo el cierre y el total cese de actividades de las "escuelas" religiosas en las que se siembra de pensamientos criminales a los cerebros de millones de analfabetos y de unos cuantos miles de espabilaos?
.
¡Por una "Educación para la Ciudadanía" en las Madrazas!
.
.
Como comentaba el otro día en no sé qué periódico (creo que Público), pienso que los occidentales amigos del racionalismo (bueno, tal vez sea una redundancia lo de "occidentales") tal vez tenemos que fijarnos un poco menos en las chorradillas que se les escapan de la boca a cuatro obispos y sus adláteres (sin dejar de impedir que la gente se lo tome en serio, claro, mientras nos aguantamos la risa), y combatir más en serio las terribles fuerzas del fundamentalismo religioso que están proliferando desde ciertos sectores del islam. El problema es que las tres principales estrategias que habíamos seguido hasta ahora para minimizar su influencia no están dando fruto, y cada vez son más costosas e improductivas (el soborno a las clases dirigentes para que controlen a sus fieras; la guerra abierta contra ellas; y la esperanza de que la participación de la población de esos países en el desarrollo económico y social terminara diluyendo su fanatismo). Así que, sinceramente, hay que pensar en otras acciones. Y por eso pienso que tal vez las políticas educativas internacionales serían una idea mejor.
.
Más:
.

12 comentarios:

  1. Ah, vaya. Y yo que creía que todas esas cosas de que el Islam era peligroso, que su credo es fanático y excluyente y que su radicalismo amenaza a Occidente y su convivencia eran cosas de los fachas retrógrados de Intereconomía, Libertad digital, el Tea Party y la fundación Francisco Franco.

    Cosas veredes, amigo Sancho.

    ResponderEliminar
  2. Jesús:

    La lumbrera de La Moncloa podría aprender todo eso en dos tardes, si se pone a ello.

    Pero te pueden calificar de derecha extrema enemiga del diálogo y de la alianza de civilizaciones. Durante mucho tiempo, el comisariado político del ramo ha impuesto "terrorismo internacional" donde cualquiera hubiera dicho "terrorismo islamista". Se ve que la izquierda española no ve otros enemigos que los que le puedan ganar las siguientes elecciones.

    ResponderEliminar
  3. Suspenden las misas en la Universidad de Barcelona por el acoso laicista

    http://www.abc.es/20110113/comunidad-catalunya/abcp-suspenden-misas-universidad-barcelona-20110113.html

    "La polémica, que adelantó ABC en su edición del día 1 de diciembre de 2010, se desató el 10 de noviembre del pasado año —tres días después de la visita del Papa a Barcelona— cuando un grupo de estudiantes laicistas intentaron boicotear una de las misas que se celebran en la citada Facultad."



    "el pasado día 15 de diciembre se llegó a una situación límite cuando unos cuarenta estudiantes irrumpieron en el recinto con móviles y bocadillos e impidieron que el sacerdote oficiara la misa."


    ¿"laicistas", "progresistas"?

    ResponderEliminar
  4. Sursum:
    no sé el tipo de protesta que se ha realizado; mientras no haya violencia ni acoso a la gente, no me parece mal cualquier tipo de protesta. El hecho de que una universidad pública tenga un espacio cedido a una confesión religiosa me parece aberrante, así que entiendo que la gente proteste por ello y exija al rectorado la reutilización del espacio cedido a la iglesia. Seguro que hay montones de iglesias medio vacías en un radio de un km alrededor de la universidad, donde pueden ir a escuchar misa los que quieran.
    .
    Pero insisto, mientras la protesta sea pacífica.

    ResponderEliminar
  5. Jesús:

    ¿Y la violencia es que haya bofetadas o sólo que los agredidos contesten a bofetadas pero no la coacción de los agresores?


    Imagina que en el club de ajedrez, el aula de música o el entrenamiento de baloncesto femenino...

    "...unos cuarenta estudiantes irrumpieron en el recinto con móviles y bocadillos e impidieron..."

    jugar una partida, ensayar una obra o entrenar tiros libres porque les parecía que es una pérdida de tiempo, un entretenimiento de señoritos o un escándalo que a las chicas se les vean las piernas.

    ¿No ha habido coacción o no has leído ni lo que he escrito ni lo que he enlazado? ¿Sería coacción que entraran en un aula donde estés tú con tus alumnos e impidieran dar clase o tutoría o lo que fuera porque creen que la filosofía es una chorrada?

    ¿También vas a pedir que en las universidades públicas no haya clubes de ajedrez, aulas de música o zonas deportivas porque en el radio de un kilómetro puede haber otros sitios para esas actividades?


    Te recuerdo que los partidarios de la democracia se caracterizan por defender la libertad DE LOS DEMÁS para hacer lo que crean oportuno. Defender la libertad propia lo hacen todos, y los totalitarios con más energía que nadie.

    ResponderEliminar
  6. Sursum:
    que yo sepa, las sociedades moderna se basan en la separación iglesia-estado, pero no en la de ajedrez-estado. Si las religiones no su hubieran empeñado durante siglos en ordenarnos a todos cómo tenemos que comportarnos, tal vez ahora se las trataría como al ajedrez o al críquet. Pero el caso es que las administraciones no deberían promover actividades religiosas sufragadas con fondos públicos, ni permitir símbolos religiosos en sus instalaciones. Así que la protesta me parece muy bien. Si un profesor explicara en sus clases cosas que la gente considerase que son inaceptales (p.ej., si defendiera que no existió el holocausto, o que los homosexuales son enfermos), pues me parecería muy bien que protestaran, y no veo qué tendría de ilegítimo una protesta que consistiera en una cacerolada debajo de su clase, p.ej. (sobre todo suponiendo que no molestasen a otras clases; y si lo hacen, pues que se fastidie la institución que le permite explicar esas cosas).

    ResponderEliminar
  7. Jesús:

    "las sociedades moderna se basan en la separación iglesia-estado, pero no en la de ajedrez-estado."

    Y no sé qué puede significar eso para ti sino la igual protección del Estado para todo el que cree, el que no cree, el que cree una cosa o el que no cree otra. No se trata del monopolio de los positivistas impenitentes del poder para ajustarles las cuentas a las religiones que llevan no sé cuántos siglos haciendo de las suyas.

    Democracia y libertad no es mano libre para vengarte de los que no te gusten o de sus descendientes. Se trata de que si alguien entra en tu clase y te interrumpe recibe el mismo castigo que si entra en una misa y la interrumpe, entra en un cine e impide ver la peli o en un concierto y pone el móvil y come bocadillos mientras otros intentan que suene Mozart.

    Tener que explicarte esto habla poco en tu favor.

    ResponderEliminar
  8. Jesús:


    "el caso es que las administraciones no deberían promover actividades religiosas sufragadas con fondos públicos, ni permitir símbolos religiosos en sus instalaciones. "

    En general podrías haber escrito: "las administraciones no deberían promover LO QUE A JESÚS LE DÉ LA GANA, en adelante LQAJLDLG" cosa que facilita mucho la vida pública, la libertad de Jesús gana en extensión y profundidad y a los que no les guste se les aplica la regla LQAJLDLG.

    ¿Y tú eras el liberal? ¿Y no has leído por algún lado lo de defender el derecho de otro a sus ideas? ¿Las caceroladas te parecen bien sí y sólo si se aplican a LQAJLDLG?

    ResponderEliminar
  9. Jesús:

    "Si un profesor explicara en sus clases cosas que la gente considerase que son inaceptales"


    ...por ejemplo, que Dios no existe, o que la Virgen María no era virgen o que Mahoma era un visionario y punto...

    pues cacerolada y, si la gente lo cree oportuno, se le ata a un palo y se le pega fuego. La democracia en estado puro, o bruto, o algo así era... ¿sería "salvaje"?


    Que esas estupideces las diga un extremista con dosis elevadas de sangre en alcohol, pase. Que las digas tú es de dar miedo.

    Ponte ante un espejo, da a otros la libertad de hacer lo que crean aceptable ante lo que tú digas y les parezca inaceptable y la situación va a ser muy poco de tu gusto.

    ResponderEliminar
  10. Yo creo que el Islam tiene aproximadamente el mismo potencial anti-derechos y pro-dictaduras que el catolicismo, un suponer. O el mismo potencial para convivir con los regímenes democráticos que éste, por supuesto a regañadientes y cuando no le queda más remedio.
    El islamismo es un credo sobre todo político, aunque se base en, y se aproveche de, creencias religiosas y normas sociales asociadas a ellas que tienen mucha fuerza en sus sociedades. Más o menos, lo que fue el carlismo, por ejemplo.

    Por supuesto, la política de las potencias occidentales de dejarlo prosperar mientras los gobernantes que lo permiten y se aprovechan de él sean unos tiranos "amigos", es una política suicida, y los hechos lo demuestran desde hace más de un siglo. Una de las demostraciones de que el cinismo en política no es en absoluto inteligente, aunque a corto plazo venga bien.
    Se ha demostrado hasta la saciedad con este asunto y con la protección de toda clase de regímenes impresentables, desde los reinos feudales en la India colonizada hasta las dictaduras amiguitas mientras fueran antisoviéticas en la guerra fría.

    En cambio, lo de suponer que el desarrollo económico y social apaga el islamismo me parece que es una buena suposición. Lo que pasa es que eso no sucede con facilidad, precisamente donde triunfa.

    Por eso creo que estás equivocado al suponer que el islamismo es un peligro muy serio y a gran escala para nosotros. Puede hacer daño, porque hasta cuatro locos pueden hacer daño. Pero no puede ser una amenaza realmente seria, me parece, por sus propias limitaciones.
    Yo creo que su potencial expansivo ha llegado a su máximo. Es una ideología del fracaso y el resentimiento (en parte comprensible). No tiene atractivo para las poblaciones occidentales, ni para el resto del mundo no musulmán. Y no puede cumplir ninguna de sus promesas, por lo que donde llega al poder empieza a perder atractivo después de una generación, como pasa en Irán.
    Quienen sufren las cosecuencias son las poblaciones. Nosotros, poquito.

    ResponderEliminar
  11. De las tres estrategias mencionadas, la uno y la tres son incompatibles.
    Un problema de coherencia.
    Lo de la educación...Requeriría la tres.Pero no es compatible con la uno.

    ResponderEliminar