25 de marzo de 2009

TODA CIENCIA TRASCENDIENDO (5)




QUANTICUM QUANTICORUM

.
Homen(vidi)aje a Schrödinger
.
Vámonos a los Alpes, amor mío,
no importa si es delito o es pecado,
sólo quiero que goces a mi lado
de este fulgor de juventud tardío.
.
Recorriendo tu cuerpo me extravío
por su relieve abrupto y ondulado;
soy tu vector y soy su conjugado
cuando a la noche en tu ladera esquío.
.
¡Glorioso paraíso de este invierno:
nuestra nieve, tu sexo y mi cuaderno!
.
¡Carne de imaginaria variable
de adúltera ecuación, pero tan noble!
.
¡Orgasmo de electrón incontestable
entrelazado en tu rendija doble!
.
.

15 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Jesús, quería dejarte un artículo que no sé si habrás leído pero seguro que te interesa (o como mínimo levanta un poco de polémica). y la verdad, este es un post d elo más adecuado para dejarte el link xD

    http://www.cienciakanija.com/2009/03/25/las-particulas-subatomicas-tienen-libre-albedrio/

    PD: el anterior comentario fue mio pero lo eliminé pq puse mal el link.

    ResponderEliminar
  3. Citoyen,
    la duda ofende: tuve que tragarme no sé cuántas charlas coñazo la semana pasada en Francia para hallar inspiración entre sopores (y medio terminarlo en el aeropuerto de Marsella).

    ResponderEliminar
  4. No te ofendas; yo he perdido mi vena de ingeniero de almas desde que he empezado a pensar con equilibrios de nash y proposiciones falsables. Las rimas me hacían un efecto de vapor, como si sobraran. Además he dejado de leer literatura :O

    ResponderEliminar
  5. Además he dejado de leer literatura

    Puede ocurrirte por "causas naturales". A mí me pasó a los treinta y algo. Estuve más de cinco años sin poder leer ficción ni poder terminar una película. Por algún extraño motivo, me sentía incapaz de ello. Seguía leyendo mucho, pero siempre literatura técnica. Si iba al cine por razones mayores (acompañando a alguna), era un suplicio, porque no atendía a la pantalla: hora, u hora y media de meditación trascendental.

    Luego, de repente, el problema desapareció. No fue una depresión, ni nada parecido. Todavía no entiendo el motivo, ni conozco a más gente que le haya pasado (por razones endógenas).

    Eso sí: durante ese tiempo escribí como un animal. Y componía.

    ResponderEliminar
  6. Hola Jesús !!!!
    Muy bueno!!!
    Cuando vi tu comentario en mi blog, no entendí muy bien.....
    Pero cuando seguí el enlace y leí el poema me causó mucha gracia.
    Te felicito, pues cada vez hay menos románticos... Y esta suerte de "romanticismo cuántico" me resulta increíblemente creativo!!!!
    Te mando un Abrazo!!!

    ResponderEliminar
  7. Gracias a ti, Gabriela. Me alegro de que te guste

    ResponderEliminar
  8. Muy bueno Jesús. Un saludo desde la bella teoría.

    ResponderEliminar
  9. Muy bueno Jesús, es casi tan bueno como el legado del indio.
    Y ya que se lo dedicas a un físico, sabes aquel que diu:
    ¿Qué hace un vector sin dirección y sentido en mitad de una montaña?
    Escalar.

    ResponderEliminar