9 de junio de 2010

ANTE TODO, COHERENCIA



4 comentarios:

  1. A mí me mola la plegaria de Conan (el Bárbaro, por supuesto). Va en plan: "Thor, ya sé que te la suda, pero ayúdame a vencer a mis enemigos; y si no lo haces, ¡púdrete en el infierno, cabronazo!". Y aunque dicho por Arnold no suena muy intelectual, la verdad es que tiene resonancias marcoaurelianas.

    ResponderEliminar
  2. Thor no. Más bien, Crom.

    Aunque para el caso, tanto da.

    ResponderEliminar
  3. :) Es que no quería parecer muy friqui (pero no, no recordaba cuál de ellos era).

    ResponderEliminar
  4. Jesús:

    De ésas hay muchas, como desear convertir a todos al amor de Dios aunque sea a la fuerza o prohibir todo aquello que no nos gusta.

    Me parece que hay un criterio bastante bueno:

    Cuando A sabe que algo le conviene personalmente no obliga a otros para que lo compartan, ni siquiera se lo dice.

    Cuando A obliga a otros a que compartan algo o se lo dice es porque no le conviene quedarse solo con ello.

    ResponderEliminar